Bartolomé Esteban Murillo

Dendi Güiquipeya
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Avissu
Esti endilgui ebi sel revissau por un corretol.


Autorretrato, acia 1670, óleu sobri liençu, 122 x 107 cm, Londris, National Gallery.

Bartolomé Esteban Murillo (Sevilla, bautiçau el 1 de heneru de 1618–3 de abril de 1682) hue un pintol barrocu español. Hormau nel naturalismu final, desenvolvió hórmulas próprias del barrocu prenu conuna sensibiliá que por vezis prencipia el rococu nalgunas delas sus más peculiaris e imitás criazionis iconográficas, comu la Inmacula Concepción o el Güen Pastol en figura enfantil. Personaliá central dela escuela sevillana, con abondu númiru de disípulus i seguioris que llevon la su influenza ata bien entrau el sigru XVIII, hue tamién el pintol español mehol conociu i más apreciau huera d'España, el únicu del que Sandrart incluyú una brevi fábula biografica ena su Academia picturae eruditae de 1683 conel Autorretratu del pintol grabau pol Richard Collin. Condicionau pola su crientela, el gruessu dela su produción está hormau por obras de caraiti religiosu hechas pa igresias i conventus sevillanus, inque a deferencia deotrus grandis maestrus españolis del su tiempu, cautivó tamién la pintura de géneru de horma continua i endependienti a lu largu de güena parti dela su trama.

La Virgen con fray Lauterio, san Francisco de Asís y santo Tomás de Aquino, hacia 1638-1640, óleo sobre lienzo, 216 x 170 cm, Cambridge, Fitzwilliam Museum. Una cartela en el ángulo inferior derecho explica el conteniu deste incorrienti assunto, nel que la Virgi toma tinu al franciscano frai Lauterio, estudianti de teología, la consulta dela Summa Theologiae del aquinatense pa resolvel las sus dudas de fe.
San Diego d'Alcalá dando de comel alos probis, acia 1646, óleo sobre liençu, 173 x 183 cm, Madrid, Real Academia de Bellas Artes de San Fernando.
Sagrada Familia del pajarito, acia 1649-1650, óleo sobre liençu, 144 x 188 cm, Madrid, Museo del Prado. Con un tratamiento dela lus i un estudiu delos ojetus inanimaus entavia zurbaranescos, Murillo cria un ambienti intimista d'apacible cotidianidad que será el característico dela su pintura, abordandu el hechu religiosu, nel que la figura de San José cobra especial protagonismo, colos recursus próprios del naturalismu i una personal i umanísima visión.
San Antonio de Padua, 1656, óleo sobre lienzo, Catedral de Sevilla. El cuadro marca, en opinión de A. E. Pérez Sánchez, la «definitiva inflexión» de Murillo hacia l'estilu barrocu plenu.
Nacencia dela Virgi, 1660, París, Museo del Louvre.
Jacob pone las varas al ganado de Labán, hacia 1660-1665, óleo sobre liençu, 213 x 358 cm, Dallas, Meadows Museum. El lienzo, perteneciente a una serie de historias de la vida de Jacob, muestra la habilidad de Murillo en la creación de paisajes.

Prantilla:Imagen múltiple

Inmaculada Concepción de los Venerables o Inmaculada Soult, hacia 1678, óleo sobre lienzo, 274 x 190 cm, Madrid, Museo del Prado.
El Buen Pastor, hacia 1660, óleo sobre lienzo, 123 x 101 cm, Madrid, Museo del Prado.