Encantá

Dendi Güiquipeya
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Las encantás [ẽŋkanˈtɑːh] son seris feéricus de la mitologia populal. Polo general, son mujeris nuevas que hechiçás u alunás quean atijás a un lugal i alquierin poeris i caraiterísticas mágicas, y son un elementu la tradición oral con patronis que se repitin pol toa Uropa ocidental. El nombri d'"encantás" (mu típicu tamién en Castilla u Asturias ocidental) altelna con el de "moras" (con pocu que vel conas moras estóricas) pola Península Ibérica, huendu tamién autás las anjanas cántabras u las xanes asturianas. En Cataluña son autás las dones d'aigua u alojas (jata hain relatus sobre "encantades" nel Maresme).

De patrás la creyéncia en encantás estuvu muchu más estendia qu'agora. El pairi Feijoo ya nel sigru XVIII alvertia en contra la supestición que suponian.

Nolmalmenti se suponi que vivin pa lugaris apartaus, en meyus aquáticus u en cuevas, huleras u castillus albandonaus, huendu típicu que namás que s'ejin vel en anguna fecha l'añu. Avezis es possibri desencatalas, pa lo qu'ai que passal nolmalmenti anguna preba. Pa poel sel desencantás pol anguién a menú tratan d'atrael a transeúntis, cantandu u peinándussi cumu coquetas señoritingas. Las encantás nu son seris benéficus ni maléficus en sí, inque a menú el cumpril las condicionis pa desencantalas pue trael una recompensa (un tesoru, casalsi cona propia encantá...) i lo contráriu pue trael consequéncias fatalis (jata en ocasionis la muerti), dependa ellu o no de la voluntá la própia encantá.

Encantás estremeñas[eital | eital coigu]

Las Encantás de Montiju[eital | eital coigu]

Son sonás las Encantás de Montiju. La estória tien lugal nuna charquina junta el cordel Barbañu, una antígua via ganau que uni Montiju i su dependéncia Barbañu. Se dis que las mozas que colaban pol essi caminu queaban almirás pol puel que manaba de las áuguas dessa charca.

Estória[eital | eital coigu]

Ena mística nochi San Juan, tres gelmanas —toas tres llamás Maria— se marabillarun del espetu que tinia el cielu aquella nochi sigún diban pol caminu. Las estrellas arrelumbraban cosa estrordinária comu en estuviendu mu gacheras. Las zagalas s’ansomarun a la laguna pa visteal mijol las estrellas nel áugua. El puel inresistibri daquellas áuguas hizu que a las muchachas les entrara l’idea de çampuzalsi i raneal. Sin embargu, de que se margullerun no huerun escapás de subil, queándusi nel hundón la charca dormiinas pa siempri. Namás acuerdan una vezi al añu, ena nochi San Juan, pa salil a la supifícii la charca a dançal.

Se dis que quien seya escapás de recorreal el caminu dende Montiju hata la charca essa mesma nochi con un vasu áugua sin esvazial gota denguna i, de que llegui junta l’áugua, envruequi velellí el vasu piyendu un deseu, recebirá el cumprimientu pol mé las encantás. Las zagalas salin parriba i hazin unus bailis i de siguiu concei el deseu.

La estória es aparenti a las xanes asturianas i otrus seris autaus de tradicionis uropeas, jóvin que quean atijás a los córrigus i charcas pol mistériu dangún hechiçu i que ena nochi San Juan apaicin. El hechu de que se llamaran las tres muchachas Maria está craramenti relacionau con el nombri que tien nolmalmenti en estremeñu el cinchu Orión, que es de Las Tres Marias, anque Orión, no estanti, no se ve nessas fechas de nochi.

Celebración[eital | eital coigu]

Montijanus i vizinus los puebrus de pallí celebran San Juan diendu de nochi dende la Plaza de España con un vasu enllenu áugua hata la laguna las Encantás, colandu pol cordel Barbañu i passandu junta la Puentecilla sobri el arró Cabrillas. La nochi s’ameniza endispués con teatrus i conciertus ampié la charca.

Atijus[eital | eital coigu]